De Peculiares

¿Sabías que los inuit practican la poligamia?

¿Sabías que los inuit practican la poligamia?

27 de octubre de 2018

Melanie Quintana Molero

Los inuit, conocidos como esquimales, aunque ellos prefieren que se les reconozca con el primer término y no con el segundo, viven en la tundra ártica del norte de Alaska, Canadá y Groenlandia (también existen los yupik, que habitan en el sur de Alaska y en Siberia). Prefieren el término inuit ya que significa “el pueblo”, y esquimal es un término algonquino que podría significar “devoradores de carne cruda”. Se les empezó a llamar esquimales ya que no exista vegetación que pudieran utilizar como leña para el fuego, y la grasa de ballenas y focas eran muy valiosas como alimento, no la utilizaban como combustible para cocinar, por lo que la carne cruda era uno de sus sustentos alimenticios.

Dentro de la cultura inuit existen tradiciones como la de ofrecer a sus mujeres en señal de gratitud a aquellos que visitan su territorio, pero son ellas las que deciden si les apetece o no yacer con aquellos hombres a los que se les ofrece, ya que las mujeres inuit son valoradas por su capacidad de trabajo y sus compañeros respetan su libertad sexual.

Los inuit tienen una forma distinta de concebir las uniones sentimentales o las relaciones, viviendo ellos en lo que nosotros conoceríamos por poligamia. Las comunidades inuit están formadas por un número muy reducido de personas, por lo que no cerrar la relación a un número de dos miembros aumenta la variedad en sus encuentros y favorece la perpetuación de su comunidad. Igualmente practican el intercambio ritual de parejas, aunque siempre con fines religiosos y con el conocimiento del angekok, su chamán.

El pueblo inuit también tiene una estructura patriarcal, ya que los hombres toman cuantas esposas pueden mantener, pero los matrimonios se consideran un pacto entre dos personas que se necesitan mutuamente para sobrevivir y la mayoría de las veces se ve como un medio para establecer nuevas relaciones familiares y con ello favorecer la ayuda mutua y la cooperación.

Si que es verdad que tradicionalmente los matrimonios se pactan entre los padres desde el nacimiento y se unen desde la pubertad de las chicas y cuando los chicos son capaces de cazar por sí mismos, aunque existen también matrimonios por amor.

No se celebra ninguna ceremonia especial, simplemente se sabe que son pareja porque comienzan a vivir juntos. La mujer inuk, el singular de inuit, que significa “hombre” o “persona”, no es valorada por su virginidad y castidad sino por su capacidad de trabajo. La libertad sexual entre los jóvenes no se reprime ni para ellos ni para ellas, y las chicas pueden demostrar su afecto hacia otros hombres distintos a su futuro marido.

 

 

De Peculiares

¿Sabías que las fotos más eróticas de algunos cosplayers las puedes encontrar en Patreon?

cosplay Patreon

21 de octrubre de 2018

 

Sara Enjuto

La plataforma denominada Patreon ofrece la posibilidad a los artistas de sacar sus proyectos, entre ellos los más eróticos, con la ayuda económica de sus seguidores.

Quizá está plataforma sea poco conocida a nivel estatal, pero aquellos que siguen de cerca el mundo del Cosplay (disfrazarse de los personajes de animes, mangas, películas, videojuegos…a modo de diversión), seguro que estarán familiarizados con ella ya que se utiliza mucho entre los que se dedican a ello de manera profesional.

Patreon es un portal de micromecenazgo donde, además de otros artistas, los profesionales del Cosplay suben contenidos para sus usuarios. Seguro que muchos os preguntaréis, ¿qué significa ser un “patrón” (como lo denominan en la plataforma) de estos artistas? Se trata de apoyar sus proyectos con pagos periódicos, pequeños en su mayoría. Pero nos vamos a centrar en el Patreon de aquellas personas que lo utilizan para promocionar sus trabajos de Cosplay, muchos de ellos provocativos y eróticos, ya que dentro de este mundo hay una gran variedad y se pueden encontrar a escritores, dibujantes, músicos etc.

Según la cuantía del pago que se esté realizando se tiene acceso a ciertos contenidos u a otros, obviamente, cuanto más alta sea la aportación, mayores serán los privilegios y podrás sentirte como un VIP. Las recompensas por el apoyo económico pueden ir desde selfies, fotos no publicadas y/o firmadas, vídeos…hasta imágenes eróticas o desnudos parciales, muchos relacionados con el Cosplay, de hecho hay niveles donde algunos artistas los denominan “boyfriend mode” (modo novio).

Las peticiones también forman parte del micromecenazgo y los patrones pueden pedir el Cosplay de un personaje en concreto e incluso acceder al Instagram privado del artista en cuestión. Pero claro, esto es algo muy exclusivo reservado para aquellos que más aportan al proyecto; aunque hay que recalcar que esto son solo ejemplos de las muchas opciones que se ofrecen en los distintos niveles.

Sí, niveles he dicho, porque según la aportación se estará en un nivel u otro, obviamente, cuanta más generosa sea la aportación económica, alcanzarás un mayor nivel con mejores recompensas (es posible tener una quedada a través de Internet para hablar con esa persona de la cual te has convertido en “mecenas”, por ejemplo). Los pagos pueden ir desde los más simbólicos, como un dólar, hasta los 500 dólares.

Y como estamos en plena era millenial, Intagram es la plataforma de promoción favorita de los artistas. Esta red social es usada por aquellos que quieren promocionar sus trabajos y conseguir “patrones”, publicando muestras de lo que alguien se puede encontrar al convertirse en “mecenas” de estos cosplayers. ¿Os hemos despertado la curiosidad verdad?

De Peculiares

¿Sabías que una actriz llegó a follarse a 919 hombres en 24 horas para batir un récord?

29 de agosto de 2018

 

Un total de 919 amantes en 24 horas. Se dice pronto, pero esa es la cifra con la que la actriz estadounidense Lisa Sparx se alzó con el récord mundial de Gang Bang en 2004 en la Eroticon polaca, un premio que anteriormente estuvo en 646 y 759 hombres.

Para aquellos inocentes que no sepáis qué es un Gang Bang, se trata de un tipo de orgía que consiste en que una mujer o un hombre mantenga por turnos o al mismo tiempo prácticas eróticas con tres o más hombres.

En el caso de Sparx, los organizadores del evento apuntaron que dedicó aproximadamente un minuto y 57 segundos con cada uno de esos 919 hombres que pasaron fugazmente por su cuerpo. Sin embargo, algunos datos no terminan de encajar. Por ejemplo, si dedicó unos dos minutos por amante el tiempo ascendería a prácticamente 30 horas, en vez de 24. Además, también se señaló que la actriz descansó 58 segundos “entre ejercicio y ejercicio”...

Todo un problema matemático para mentes más ociosa -o morbosas- que la nuestra que dejamos en vuestras manos.

De Mel

¿Sabías que a mayor altitud también son mayores las erecciones?

8 de agosto de 2018

Rubén Olveira Araujo

Hay quienes dicen que la recompensa de la montaña se cobra con paisajes vetados para el resto de los mortales y un sentimiento de autosuperación. Y por supuesto, cuanto más alta sea la cima, mejor. Pero lo que -no siempre- se callan los adictos al alpinismo es que a mayor altitud, mayores erecciones, tanto en frecuencia como en tamaño.

Tal y como explicaba Jesús Calleja en el programa Chester, se trata de una cuestión física: cuanto mayor es la altitud, menor es la presión, lo que da lugar a un descenso en el aporte de oxígenos a los tejidos. Este fenómeno, comúnmente conocido como mal de altura o hipoxia, hace que una sangre más espesa de lo habitual se concentre en los cuerpos cavernosos, lo que ligado a un mayor porcentaje de glóbulos rojos en sangre produce erecciones bestiales. Además, la hipoxia también da un mayor “regustín” por la falta de aire, según Calleja.

Sin embargo, por idílico que pudiera parecer, la hipoxia no es conocida como mal de altura por resultar inofensiva. Este fenómeno compromete las funciones del organismo, provocando la disminución del rendimiento mental que reduce el juicio, la memoria y la realización de movimientos motores, entre otros. De ahí que en los campamentos de alta montaña en ocasiones se organicen competiciones de erecciones para “darlo todo”. Aunque con límites, por supuesto.

¿Significa esto que si ascendemos hasta el infinito y más allá podríamos competir con el de Hulk? Me temo que tendréis que seguir buscando la fórmula, porque al menos en el espacio no encontraréis la solución. Es más, allí arriba sucede todo lo contrario: a diferencia de la estatura -en el espacio los humanos tendemos a crecer unos centímetros-, la microgravedad reduce la presión sanguínea dificultando así las erecciones. Y la caída de los niveles de testosterona de los astronautas, por supuesto, tampoco ayuda. Pero sobre esto ya profundizaremos en otra ocasión. Mientras tanto, si todavía no estáis preparando los bártulos de acampada, no sé a qué estáis esperando.

De Mel

¿Sabías que las esposas están en el top 10 de los objetos más requisados en los aeropuertos?

25 de julio de 2018

Rubén Olveira Araujo

Desde una tortuga dentro de una hamburguesa hasta una espada láser de la Guerra de las Galaxias. Según un repaso del buscador Jetcost, la lista de objetos más absurdos decomisados en los aeropuertos es de lo más estrafalaria. Sin embargo, no hace falta recurrir a casos que rayan lo insólito para sorprendernos, porque más allá de los miles de desodorantes, tijeras y botellas de agua que diariamente son decomisados en los puntos de control hay un objeto que acapara por sí mismo la atención del top 10 de los más requisados: las esposas.

Si te ha pasado alguna vez, ahora mismo estarás pensando cómo se te ocurrió llevártelas contigo mientras se te escapa una tímida sonrisa. Y si no, insensatos, ni se os ocurra viajar con ellas en avión salvo que os excite que alguien de uniforme os espose y os cachee −aunque no prometemos que lo vaya a hacer eróticamente−. Pero más allá de las curiosidades, la verdad es que puede ser complicado de *** viajar con juguetes eróticos.

Sin ir más lejos, hay países donde directamente está prohibido. Tal sería el caso de  Malaui, Senegal, Etiopía y Vietnam, entre otros. También está penado viajar con ponografía a Arabia Saudí, Baréin, China, Cuba, Egipto, Emiratos Árabes, Gambia, Indonesia, India, Irán, Kenia, Kuwait, Malasia y Singapur y, si el contenido tiene un carácter gay o lésbico, el listado de países aumenta considerablemente.

¿Moraleja? Al igual que le dedicas tiempo a otros aspectos del viaje, si tienes previsto volar en avión con tus juguetes eróticos asegúrate de que tanto la compañía como el país que visitas dan pie a tu lado más juguetón. Y por supuesto, no te olvides de echarle un vistazo a nuestros consejos.

De Peculiares

¿Sabías que más de un Papa ha muerto mientras follaba?

4 de julio de 2018

Rubén Olveira Araujo

La de la Iglesia Cristiana Apostólico Romana es una historia que nada tiene que envidiar a la trama de Juego de Tronos: hay conspiraciones, hay muerte y hay sexo. A veces, incluso todo a la vez. Y es que, tal y como indica Eric Frattini en su libro Los Papas y el Sexo, más de un pontífice ha fallecido porque su corazón no ha resistido las pasiones de la carne. Concretamente, tres de ellos: León VII (Papa n.º 126, de 936 a 939), Pablo II (Papa nº 211, de 1464 a 1471) y Julio III (Papa n.º 221, de 1550 a 1555).

El primero supuestamente murió de un ataque cardíaco cuando mantenía relaciones coitales con una matrona romana. El segundo, a los cincuenta y tres años de edad, mientras sodomizaba a un joven mozo de las caballerizas papales. Y al tercero, con sesenta y ocho años, su corazón no pudo resistir las acometidas de su joven y musculoso amante, el cardenal Innocenzo del Monte.

Sin embargo, las muertes por un ataque cardíaco no son las únicas muertes en las que están presentes los deseos carnales de los pontífices. Por ejemplo, Juan VIII (Papa nº107, de 872 a 882) murió apaleado a martillazos por el padre y el suegro de la esposa de su amante, un joven de familia noble, para evitarle a ella una situación ciertamente incómoda para la época. Eso sí: todo ello para rematar su primer intento de asesinato a través del envenenamiento.

Juan XIII (Papa nº133, de 965 a 972) murió en unas condiciones similares cuando fue sorprendido en pleno adulterio por el marido de la amante con la que se encontraba fornicando. En la lucha que se desató, el esposo consiguió apuñalar al Papa en el corazón, llevándolo a la tumba.

Pero si bien estos casos son los más conocidos por acabar con una muerte trágica, no son los únicos delitos papales relacionados con los placeres carnales según su propio código. Tal y como se recoge en Los Papas y el Sexo, hasta donde se sabe se pueden enumerar hasta 22 pontífices andrerastas –es decir, que deseaban a otros hombres–, diez incestuosos –sin tener en cuenta su orientación sexual del deseo erótico–, 20 sádicos y masoquitas, 17 con un deseo pederasta –o al menos, que llevaban a cabo prácticas con infantes–, diez proxenetas, nueve violadores, siete fetichistas y un zoorasta. Y todo ello, por supuesto, sin contar aquellos Papas hijos de curas e incluso de pontífices anteriores y los que se unieron en sagrado matrimonio. Porque como era de esperar: consejos doy y para mí no tengo –sin entrar a valorar la (in)moralidad de cada uno de ellos–.

De Mel

¿Sabías que el semen puede alcanzar una velocidad de 45km/h al eyacular?

¿Sabías que el semen puede alcanzar una velocidad de 45km/h al eyacular?

27 de junio de 2018

Rubén Olveira Araujo

Tan rápido como Usain Bolt. Así es como puede salir disparado el semen: a 45 kilómetros por hora. Una velocidad nada desdeñable si la bala alcanza tejido blando como pueden ser los ojos, aunque sea en modo francotirador a dos metro de distancia. ¿Pero cómo funciona el mecanismo de la eyaculación?

Desde un punto de vista puramente mecánico, la secuencia de lo que ocurre es la siguiente:

  1. Los conductos eyaculatorios se llenan de semen
  2. La presión tras la válvula cerrada del esfínter aumenta
  3. La repentina apertura de la válvula del esfínter emite un chorro de semen
  4. Los conductos eyaculatorios se llenan de sangre otra vez después del esfínter, que vuelve a estar cerrado
  5. Se repite el proceso, con lo cual se vuelve a emitir un chorro de semen. Esta secuencia se repite varias veces en una sucesión que dura apenas unos pocos segundos.

A estas recargas se las conoce popularmente como sacudidas o contracciones orgásmicas. Aunque a veces el semen no comienza a expulsarse hasta la segunda o tercera sacudida, es en estas primeras contracciones en las que el semen alcanza su velocidad punta.

Una vez en la vagina –si es que hay vagina de por medio–, el esperma baja de marcha a unos 6 kilómetros por hora; es decir, la misma velocidad a la que caminas cuando llegas tarde y te importa con quién has quedado. De esta manera, tras el sprint inicial, los espermatozoides pueden tardar entre 30 minutos y tres días en alcanzar el óvulo.

 

De Mel

¿Sabías que hay actores porno que se pinchan el pene para mantener la erección?

¿Sabías que hay actores porno que se pinchan el pene para mantener la erección?

20 de junio de 2018

Rubén Olveira Araujo

Trabajar en el mundo de la pornografía es duro en todos los sentidos y es que es duro de verdad. No solo por la dureza de ciertas partes del cuerpo que a día de hoy es requisito sine qua non para grabar cualquier escena, sino porque en la mayoría de los casos implica forzar la anatomía, tanto la de ellas como la de ellos. Uno de los ejemplos más que visibles es la erección del pene: ¿Cómo es posible los actores aguanten tanto tiempo erectos?

Según declaraciones de la estrella del cine Kayden Kross a Men's Health, la gran mayoría "utiliza algún tipo de ayuda médica para mantener eso duro". Desde medicamentos como la Viagra y Cialis hasta inyecciones en el pene, el mundo de la pornografía está lleno de trucos para alargar una erección hasta el infinito y más allá. Entre ellas destacan las bombas de vacío para aumentar el flujo sanguíneo en el miembro, pero hay  incluso quienes pasan por el quirófano para implantarse una prótesis. Tal como suena.

Una prótesis de pene es un dispositivo médico adaptado especialmente al solicitante y se coloca quirúrgicamente en el pene para producir una erección de placer del consumidor. Para ello, tienen una válvula de bloqueo ubicada en la base del reservorio que funciona como interruptor: arriba, abajo, arriba, abajo. ¿Para qué complicare la vida?

Si bien no todos los actores se valen de estas ayudas, Kross asegura que en ocasiones resulta evidente. Una de las pistas de si han tomado pastillas es que estén sonrojados, aunque no es definitiva ya que las prácticas eróticas, en tanto que ejercicio aeróbico –o anaeróbico, depende de la intensidad– conlleva un esfuerzo y el rubor consiguiente.

Mas la cosa cambia cuando hay inyecciones o cirugía de por medio: “El pene responde incluso en situaciones en las que la erección no debería producirse”, dice Kross. Como anécdota menciona cuando a un actor se le cayó una pared de vidrio encima mientras practicaba una penetración en la ducha y como, con los vidrios clavados y perdiendo sangre –lo que dificulta seriamente la erección–, el mango permaneció firme en su sitio.  Y es que aguantar en el sitio durante las 12 horas o más que puede durar una grabación incita a muchos a optar por la ruta artificial.

De Mel

¿Sabías que hay disfraces de papel para el pene?

Kokigami: ¿Sabías que hay disfraces de papel para el pene?

13 de junio de 2018

Rubén Olveira Araujo

Crear figuras a partir del papel es todo un arte. Ya sea a través del Origami –la disciplina de doblar papel–, del Kirigami –la variante que permite cortar papel– o del Kusudama –variante que permite usar varias piezas de papel–, no hay forma que se escape de estas artes orientales y el pene no iba a ser una excepción. Tal es así que incluso existe una rama que se dedica a desarrollar figuras para los genitales externos masculinos con fines eróticos: el Kokigami.

El Kokigami es un juego erótico nipón que consiste en envolver el pene –y generalmente también el escroto– con un disfraz de papel para ofrecer el paquete a la persona deseada, quien lo desenvuelve sensualmente para excitación de ambos.   Aunque este peculiar antifaz pudiera representar cualquier imagen, tradicionalmente y todavía a día de hoy lo más habitual es dotarle de una forma animal. El objetivo principal es sorprender a la pareja y obsequiarla con una experiencia divertida y diferente, pero también dar pie a un acercamiento íntimo y erótico entre los amantes además de dotar al pene de cierta personalidad –aunque sería más correcto decir: de cierta animalidad–.

 

Kokigami: ¿Sabías que hay disfraces de papel para el pene? Kokigami: ¿Sabías que hay disfraces de papel para el pene? 

Kokigami: ¿Sabías que hay disfraces de papel para el pene?

El término Kokigami también tiene su historia. Procede de las palabras japonesas koki (こき) y gami (がみ). La primera hace referencia al pañuelo que llevan en la cintura los actores Waki del Teatro Noh y la segunda significa papel, si bien en un principio no se utilizaba este material, sino pañuelos de seda y cintas. Sin embargo, con el paso de los siglos las telas fueron sustituidas por figuras confeccionadas con papel de seda y, posteriormente, con papel.

A pesar de que los orígenes de este juego erótico japonés no están demasiado definidos, el arte de doblar papel nació en China alrededor del siglo I o II antes de la Era Común y llegó a Japón en el siglo VI. Además, teniendo en cuenta que no es hasta la mitad del Periodo Heian (794-1185) cuando el Kokigami comenzó a extenderse por la aristocracia del país gracias a la época dorada del desarrollo artístico japonés, una aproximación razonable sería datar el germen de este juego erótico en torno a los siglos VII y VIII. Lo que sí está claro a todas luces es que se popularizó a finales del siglo XVIII debido a la bajada del precio del papel, tal y como atestiguan numerosos shunga –imágenes eróticas– que comenzaron a circular por esa época y en las que los hombres aparecían con sus penes vestidos con diversos kokis.

De Mel

¿Sabías que el cinturón de castidad no fue realmente creado hasta los siglos XIX y XX?

¿El cinturón de castidad no fue realmente creado hasta los siglos XIX y XX?

06 de junio de 2018

Oihane Iturbe

Si empezamos a investigar un poquito y miramos en Internet podemos averiguar que el cinturón de castidad es un objeto –supuestamente medieval– para que las mujeres no mantengan prácticas coitales. Está formado por unas piezas de hierro colocadas de tal manera que tapa la cintura y la zona anogenital, evitando así la penetración vaginal y dejando únicamente dos aperturas –cubiertas de pinchos– para que la mujer pudiese miccionar y defecar.

La cultura popular dice que los maridos obligaban a sus mujeres a llevarlo durante su ausencia, para evitar que fuesen adulteras –es decir, para que no mantuviesen relaciones eróticas con alguien que no fuera su cónyuge–. ¿Pero fue realmente usado el cinturón de castidad?

Como muchos otros mitos que se le han atribuido a la era medieval, las fuentes despojan de toda seriedad su uso. Esto no quiere decir que no fuese conocido este artilugio en esta época. Aparece en muchos grabados y litografías de los siglos XVI y XVII, pero de una manera satírica. En ellas, se ríen de los maridos que por sus celos y obsesión por la infidelidad obligaban a sus esposas a ponérselo. Al fin y al cabo, la palabra cornudo era uno de los insultos más graves que había en la Edad Media.

A estas historias también se les daba un uso erótico, como por ejemplo en los cuentos didácticos y eróticos de Giovanni Sercambi (escritor italiano 1348-1424), donde uno de los cuentos narra la historia de “un hombre veneciano mujeriego que al casarse, por miedo a que su esposa le fuese infiel, le fabricó un cinturón de castidad. Después de morir esta, los padres de ella vieron el cinturón y se enfurecieron. El veneciano se casó por segunda vez y le quiso poner el cinturón a su segunda esposa, pero esta se resistió y tiro al hombre por la ventana seguido por el cinturón. Luego, ayudada por su amante, cogió todo lo que pudo de la casa y huyó. Los vecinos al ver el cadáver del hombre junto al cinturón, se determinaron que la muerte del esposo fue por querer imponer el cinturón a la mujer, por lo que no se le buscó a ella”.

Como puede observarse, el cinturón es un motivo irónico para satirizar a los maridos cornudos, pues pese al artilugio sus mujeres siguen siendo infieles, ya que muchas de ellas utilizan el querer librarse del cinturón como un anclaje erótico para mantener relaciones con sus amantes. Esto puede ser el origen de la existencia de los primeros cinturones de castidad creados en los siglos XIX y XX y que acabaron en muchos museos como objetos medievales, con un público muy selecto.

Sin embargo, no fue solo utilizado como objeto satírico o motivo de burla, sino que también como arma política, para ultrajar al enemigo y así dañar su imagen social y pública. Había varios sistemas en la época medieval castellana para evitar que la esposa fuese infiel. Por ejemplo, para que nadie dudase de su fidelidad, algunas mujeres pedían que se quedase alguna criada o alguien de confianza vigilándolas. O también, un padre aconsejaba a sus hijas que cuando su marido se fuese a ausentar, despidiesen a todos los hombres jóvenes contratados que viviesen ahí y que únicamente quedasen los que no eran sospechosos por cualquier motivo.

Pero el sistema más simple solía ser el que también seguramente lo es hoy en día: los vecinos. Ese radio patio de la gente observando, curioseando y cuchicheando era el sistema más eficaz para que las esposas no cometiesen adulterio, ya que había poca privacidad y los vecinos parecían ver quien entraba y quien salía de las casas.