¿Cómo reconocer a una persona pasivo-agresiva?

Todas, a lo largo de nueva vida, hemos convivido con personas pasivo-agresivas y todas, en algún momento de nuestras vidas hemos tenido comportamientos pasivo-agresivos. ¿Qué? Que no os salten las alertas, os explicamos por qué decimos esto.

¿Qué es el comportamiento pasivo-agresivo?

Como siempre decimos cada persona es un mundo y es difícil exponer todas las características o comportamientos de cómo es o se comporta una persona pasivo-agresiva. 

Por otro lado, sabemos que es muy común el que acudas a este tipo de artículos o bien para saber si tú lo eres o si alguien a quien conoces lo es. Lo que nos mete en la trampa de generar una lista de cosas que sí y que no son pasivo-agresivas que nos sirven para señalar(nos) con el dedo. Cosa que no nos gustaría que pasara. Pero sí que existen algunos rasgos que podemos destacar, sobre todo, para poder comprender y trabajar este tipo de actitudes.

Por ejemplo, habitualmente este tipo de personas expresan sus sentimientos negativos a través de sus acciones en vez de ser conscientes de lo que sienten, manejarlo y expresarlo. Lo que crea una brecha enorme entre lo que dicen y lo que hacen.

Explicado de forma sencilla para que se entienda con una conducta que es fácil de reconocer en convivencia: Imaginaos que uno de los miembros de la relación se enfada con el otro y están en el mismo espacio en ese momento, y que en lugar de decirle qué es lo que le ha molestado empieza a hacer cosas como subir el volumen de la tele al máximo, cambiar la canción que el otro está escuchando, hace ruido en la cocina cuando sabe que el otro necesita silencio… Es decir, lo molesta deliberadamente con sus acciones en vez de expresar sus emociones. Dicho de otra manera, le castiga con sus actos.

Esto, evidentemente, afecta a la relación. Ya que la comunicación y la gestión emocional brillan por su ausencia. Dando por imposible el hecho de crear y mantener relaciones sanas.

Por otro lado, puede haber quién tenga este tipo de comportamientos “sutiles” y personas que sean tremendamente “agresivas” con los castigos impuestos a su pareja. Castigando a la otra persona con cosas que les hacen MUCHO daño. A veces incluso, no solo daño emocional. 

Por lo que, cómo ves, el parámetro de lo que entra dentro de este tipo de comportamientos y actitudes es enorme y totalmente diferente en cada persona y caso.

Señales de comportamiento pasivo-agresivo

De nuevo, ¡ojo con meternos en la trampa de señalar(nos)! Teniendo esto en cuenta, te dejamos una lista de cosas que hemos ido viendo en terapia que son habituales en las personas que no expresan las emociones.

Critican o protestan frecuentemente: Todo les parece mal e intentan generar dolor con sus palabras en el otro (muchas veces inconscientemente otras conscientemente).

Están enfadados o irritables la mayoría del tiempo: Se enfadan con el otro porque no entienden lo que sienten. Proyectan su enfado hacia fuera. A veces con palabras, otras con actos o con conductas.

Realizan tareas de manera “ineficiente”: Conscientemente sabiendo que le van a molestar a alguien. No es que no sepan hacerlo, es que lo hacen mal aposta.

Son hostiles y hablan con cinismo: El lenguaje es sin duda un método para proyectar lo que les pasa por dentro. De alguna manera esperan que los entiendas sin explicarse.

Culpabilizan a otras personas: Sobre todo de cómo se sienten. “Es tu culpa”, “si me hubieras dicho que…”, “¿por qué no has hecho…?”...

Se quejan porque no les valoran: “Es que nadie me entiende.” De nuevo esperan a que los demás sepan cómo se sienten sin tener que explicarles sus emociones ellos mismos.

Cómo identificar el comportamiento pasivo-agresivo

¡Vale! Cuidado otra vez con señalar (por favor que esto quede claro). La idea que queremos que cale hondo en este artículo es que la mayoría de estas personas no son conscientes de que son pasivo-agresivas porque no lo han identificado, no lo han trabajado, no saben lo que les pasa o no tienen herramientas para poder poner fin a estas conductas tóxicas, que no hacen más que generar malestar con uno mismo y en relación.

Pero, si son conscientes o la línea se acerca más a actos violentos y castigos deliberadamente severos e hirientes, no lo dejes pasar. Ponte en contacto con quien necesites para alejarte de este tipo de persona que TIENE QUE HACER UN TRABAJO PROPIO. Tú no estás para que cambie, lo tiene que hacer él/ella.

E insistimos, el núcleo de este tipo de comportamiento es que las personas pasivo-agresivas no saben/quieren expresar lo que sienten. Por lo que la mejor manera de ayudarles es proponerles hacer trabajo con una profesional. 

Solo así se podrá trabajar eficazmente la raíz de este tipo de conductas/actos, qué las “disparan”, dotarlos de herramientas para entenderse y poder expresarse mejor y ayudarles a construir relaciones sanas.

Si después de leernos te sigue preocupando el tema podemos hablar de tu caso en particular en una sesión y que nos cuentes mejor qué está pasando y cómo lo estás viviendo tú. 

Te dejamos sin ningún compromiso nuestro contacto, por si quieres trabajar el tema y vivirte desde otro lugar entendiendo qué pasa. Mándanos un correo a equipo@somospeculiares.com o llámanos o escríbenos por WhatsApp: 644 605 758

¿Quieres hacer terapia?

Consulta horarios, precios y servicios.

También te puede interesar:
El duelo al perder a la pareja

Es lógico que cuando dedicamos tiempo a organizar nuestra vida junto a otra persona, nuestro futuro, a nosotros mismos, y Leer más

Sexo de reconciliación: ¿por qué a algunas parejas les funciona y otras lo odian?

Hay muchas personas que tienen en su imaginario discutir y luego empotrarse contra la puerta. O bien durante la discusión Leer más

¿Qué es el amor líquido o la fragilidad de los vínculos?

El concepto 'amor líquido' fue enunciado por el sociólogo Zygmunt Bauman y se refiere a la fragilidad de los vínculos. Leer más

Masturdating: la práctica que todos deberíamos probar una vez en la vida

Masturdating es un término inglés que viene de “masturbate” y “dating”, es decir, masturbación y cita. Pero no, no consiste Leer más

Que la educación sexual te haga vivir la vida y tus relaciones de otro modo.

¡Accede a todo nuestro contenido, ofertas y sorteos!

Ir arriba